Pergamino, 24 de julio del 2024

Empleada persiguió, hasta el escondite, al ladrón que la asaltó en la panadería

La encargada de la panadería El Trigal persiguió al ladrón que la asaltó y le señaló a la Policía el lugar donde se escondió tras el atraco.

Miércoles 12 de julio de 2023

Por Alfonso Godoy para Real365
El episodio ocurrió el miércoles minutos después de las ocho de la mañana en el local de bulevar Vélez Sarsfield en la vereda Este, donde las calles transversales llevan la denominación de Azul y Bahía Blanca. Este dato es relevante porque el malviviente tras el atraco y apoderarse de dinero de la recaudación y el teléfono de la víctima: escapó hacia un escondite a la vuelta del comercio, en Maipú (continuación de Bahía Blanca) entre bulevar Vélez Sarsfield y Roque Sáenz Peña.

Lo cierto es que el delincuente irrumpió en el negocio empuñando un arma de fuego para intimidar a las dos víctimas. En este sentido, el malviviente les exigió a las empleadas de 29 y 36 años que le entregaran el dinero de la recaudación y pertenencias de valor.

Así fue como despojó a las dos empleadas de sus dispositivos de comunicación móviles y la plata que atesoraban en la caja registradora.

Según surge de las actuaciones policiales, sustrajo diez mil pesos en efectivo y los dos equipos de telefonía de las víctimas; un Samsung A 02 negro y otro de la misma marca japonesa A 32 blanco.

El ladrón escapó corriendo y la encargada del negocio lo siguió hasta determinar el escondite donde se refugió tras el atraco.

De esta manera, pudo señalarle a la Policía la puerta donde ingresó en Maipú 49, entre Vélez Sarsfield y Roque Sáenz Peña.

Se trata de un complejo habitacional, tipo pensionado, con diez unidades de alquiler temporal donde residen varias personas.

Los policías de la DDI requirieron instrucciones al fiscal Francisco Furnari para avanzar en un operativo tipo requisa con la autorización de los moradores.

El ayudante fiscal Germán Guidi indicó a los uniformados que contacten al propietario de la pensión para obtener la anuencia explícita para llamar a la puerta de cada habitación.

En una de las unidades los atendió un sujeto de 31 años con antecedentes penales por delitos contra la propiedad que lo único que tenía era una réplica de pistola.

El morador les permitió requisar las instalaciones y sólo secuestraron el dispositivo que podría haber sido utilizado para el atraco.

Por ese motivo, lo trasladaron aprehendido a la brigada policial de avenida Paraguay y Merlino para luego llevarlo a comparecer en la Fiscalía.

El fiscal Furnari requirió a los detectives de la DDI que hicieran un análisis exhaustivo de todas las dependencias para hallar los dispositivos y el dinero sustraídos.

El sospechoso debe ser sometido a una rueda de reconocimiento de personas por parte de las dos víctimas para quedar imputado del caso.

En esa zona comercial han ocurrido varios delitos recientemente y el local más asaltado es el de la heladería Grido de bulevar Vélez Sarsfield y Ramón Raimundo.

A partir de este episodio, los empleados y empleadas de los distintos negocios exteriorizaron el temor por lo ocurrido durante la mañana.

Comentarios