Pergamino, 27 de noviembre del 2022

Entre la expectativa y las críticas: qué dijo el campo tras los anuncios del Gobierno para las economías regionales

Dirigentes ruralistas opinaron sobre las medidas que presentó Sergio Massa para combatir el efecto de la sequía y las heladas tardías, entre ellos un dólar diferencial que regirá entre finales de este mes y de diciembre 

Martes 8 de noviembre de 2022

Tras los anuncios que realizó este mediodía el ministro de Economía, Sergio Massa, con beneficios para las economías regionales para hacer frente al efecto de la sequía y las heladas tardías en casi todas las provincias del país, entre ellos un dólar diferencial entre el 20 de noviembre y 30 de diciembre próximo, dirigentes de las entidades del campo expresaron diferentes sensaciones sobre los mismos. 

Ante la consulta realizada por este medio, algunos de ellos expresaron que hay demandas del sector que el Gobierno escuchó, por otro lado, pidieron que los beneficios lleguen de manera directa a los productores y sean de fácil acceso, y por último hubo sectores que dijeron que el campo “necesita reglas claras, menos impuestos y poder trabajar, y no asistencialismo”. 

Los integrantes del sector de las economías regionales de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) emitieron un comunicado mediante el cual destacaron las medidas anunciadas por el titular del Palacio de Hacienda. Al respecto, el Director Ejecutivo de Economías Regionales de la entidad, Pablo Vernengo, expresó: “En líneas generales vemos que algunas de nuestras demandas fueron escuchadas. Los aportes no reembolsables y las líneas de crédito son importantes en este contexto. Los Repro tienen poco alcance en el sector rural y las reducciones de las tarifas eléctricas dependen de los gobiernos provinciales, como aclaró el propio (Sergio) Massa”. 

En relación al dólar diferencial, que entrará en vigencia entre el 20 de noviembre y el 30 de diciembre y será para aquellas economías regionales que participen del programa “Precios Justos”, el dirigente sostuvo que “un tipo de cambio único que respete el valor de venta de nuestros productos y la compra de nuestros insumos es lo solicitado desde la entidad, pero muy acotado en el tiempo. Además, entre esas fechas los productores agropecuarios aún no tienen producto para la venta”. 

Hay que recordar que, para acceder a los beneficios del Plan de Fomento de las exportaciones de las economías regionales, las mismas tendrán que formar parte del programa “Precios Justos”, mediante el cual el Gobierno asegura “abastecimiento y mercado interno” para las diferentes producciones. A todo esto, Vernengo destacó que “se busque achicar la brecha cambiaria. De esa manera se podrían compensar las pérdidas que generaron las heladas tardías de la semana pasada. Destacamos la diferenciación, pero por el tiempo reducido sólo beneficiará a exportadores, galpones de empaque y acopio, que deberán derramar este beneficio a los productores primarios”. 

El referente de CAME, en el documento que difundió la entidad, resaltó que entre los anuncios se encuentran los aportes no reembolsables (ANR) por $ 1500 millones de pesos para asistir de manera directa a los productores, las líneas de crédito específicas del Banco de la Nación Argentina (BNA) y del Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE) a 18 meses y con tasa 0%, el Repro para empleo rural y los pedidos a los gobernadores de reducir tarifas de electricidad entre un 40% y un 50% por 18 meses para todas las producciones afectadas. Por último, el director ejecutivo de Economías Regionales de CAME señaló: “Nosotros siempre pregonamos por el comercio justo. Porque quien inicia la cadena de valor debe recibir un precio justo por su mercadería”. 

Más opiniones 

Por su parte, Nicolás Pino, presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), sostuvo que aguarda que los anuncios realizados hoy por el ministro de Economía, “acerquen respuestas reales a la difícil situación que atraviesan las producciones regionales por los riesgos climáticos de esta campaña, sumado a unas condiciones macroeconómicas muy duras. Es fundamental que las instrumentaciones de estas medidas deben estar al alcance de los productores, de fácil acceso para que la burocracia no sea un obstáculo en esta difícil situación”. 

También el titular de la Rural señaló que “es importante que el Gobierno se haga eco de lo que venimos reclamando hace meses, porque en las regiones productivas se genera la riqueza del sector”. Hay que recordar que, desde hace tiempo en los primeros lugares de la agenda de demanda del campo, se encuentra la crisis de las economías regionales, atravesadas por la mejor competitividad que se origina por la multiplicidad de los tipos de cambios, aumento de los costos para producir, la elevada presión impositiva y un precio que percibe el productor muy debajo de los costos. 

En torno a lo climático, el panorama para las economías regionales se complicó la semana pasada por la aparición de las heladas tardías. Al respecto, un documento de la Federación Agraria Argentina señaló que se registraron pérdidas de entre el 80 y el 100 por ciento de la producción vitivinícola en el caso de Mendoza. En San Juan los mayores daños fueron en plantaciones de melón, tomates y uvas, y en el Alto Valle de Río Negro, están afectados viñedos, cerezos y nogales y plantaciones de zapallos. También hay una situación compleja para las economías regionales de Salta, Formosa y Tucumán. 

Críticas 

Carlos Iannizzotto, presidente de Coninagro, fue muy crítico de los anuncios de medidas. “Lanzan una medida que abarca días y semanas, frente a situaciones productivas que expulsan a productores y que generan el abandono de las fincas que lleva años. Entonces, que me expliquen cómo solucionan con medidas aisladas que duran días, la postergación de todo tipo de productores que viene de años”, dijo el dirigente en declaraciones a la prensa. 

Y agregó que, “los anuncios son parches muy chiquitos, frente a una situación muy agobiante en donde la mayoría de las medidas no abarcan a los pequeños y medianos productores. A este Gobierno lo que más le gusta es dar plata, pero eso no es la solución porque los productores no tienen cómo devolverla. El productor no quiere asistencialismo, quiere reglas claras, menos impuestos y poder trabajar. Lo que menos se habló fue de trabajo, de producción y de más empleo”. 

Tipo de cambio diferencial 

Otro de los dirigentes que opinó sobre los anuncios del Gobierno, fue la máxima autoridad de la Federación Agraria Argentina (FAA), Carlos Achetoni. En relación a la puesta en marcha de un dólar diferencia, el dirigente dijo en un comunicado: “El mercado del vino o el de la fruta son distintos al de la soja. En el caso del vino no se pueden liquidar de golpe las ventas en 40 días; o en cuanto a las frutas hoy quizá no hay disponibles para liquidar, porque las cosechas son más adelante y no entran en ese plazo; por eso por ahí se necesitarían otros plazos o la medida no atiende toda la amplia gama de economías regionales”. 

Y siguiendo con su opinión sobre la medida que entraría en vigencia el próximo 20 del corriente mes y se extendería hasta el 30 de diciembre, Achetoni sostuvo: “Retomando el caso del vino, quizá los que podrían beneficiarse con esta medida son los sectores más concentrados que pueden tener para exportar; pero les ponen el condicionamiento de entrar a precios cuidados, cosa que es compleja porque cuando hay faltante de producción esas empresas compensan con aumentos de precios. De todos modos, la medida también perjudicaría más aún a los pocos productores que puedan tener producción”. 

Por último, reiteró que “no podemos seguir teniendo cada vez más tipos de cambio. Estoy convencido de que no se puede seguir pensando en otorgar tratos preferenciales para cada producto, porque las producciones son múltiples y diversas, es decir habría que pensar en un dólar ajo, otro aceituna, durazno, ciruela o yerba. Creo que lo que hay que buscar es una paridad de cambios, evitar esa distorsión que día a día se profundiza y genera nuevos problemas en vez que resolver anteriores. Se necesitan políticas agropecuarias integrales y de largo plazo. No más parches a medida de algunos, que complican a todos y generan cada vez más incertidumbre en general”. 

(Infobae) 

Comentarios