Pergamino, 8 de mayo del 2021

Sergio Lapegüe, internado con coronavirus, recibió plasma: “A la hora y media volví a revivir, es impresionante”

El periodista compartió en su cuenta de Instagram una historia desde el hospital de Temperley. Está allí desde el domingo y se lo considera paciente de riesgo por ser asmático.

Martes 26 de enero de 2021

“Y un día me tocó a mí… Por error, por imprudencia o por un imponderable me contagié de COVID”, escribió Sergio Lapegüe desde su cuenta de Instagram el domingo por la mañana, desde la clínica de Temperley donde estaba internado. Además, confirmó que su pulmón derecho estaba empezando a ser invadido por el virus. En las últimas horas, comenzó con un nuevo tratamiento, con la ilusión de mejorar pronto.

“Recibiendo plasma de convaleciente. Recibiendo esperanza”, escribió en una de sus historias, junto con una foto de él en la cama del hospital en la que se lo ve con la bolsa de suero que contiene el plasma.

Horas más tarde compartió una historia de su mujer Silvia, más conocida como Bochi: “Gracias por tantos mensajes, por los que siempre están deseando lo mejor. Sergio se recuperará y volveremos a sacarle una sonrisa cuando podamos”.

Luego, conversó con Teleshow. “Estuve muy cansado, como si me hubieran pegado un mazazo -graficó Sergio-. También tuve un dolor de cabeza fuerte, y tos, pero fue bajando el nivel. Pero estaba tan cansado que no quería ver a nadie. Dormitaba, luz apagada; todo el día así. Me dieron el plasma: dos horas y medida de transfusión. Y después del plasma, a la hora, hora y media, volví a revivir. Es impresionante. No estoy para correr, pero me siento mejor. El nivel de oxígeno también está mejor: varía entre 95, 96, 97. Estoy viviendo el proceso de este virus. Lo bueno es que la neumonía no avanzó: el trabaja de los médicos ha hecho que el virus no crezca, lo cual es muy probable″.

En su posteo anterior, el periodista había relatado: “Después de tanto cuidado. De tanta prédica. De tanto insistir con el protocolo. Por error, por imprudencia o por un imponderable me contagie de covid-19. No lo sé. Empecé a toser, a sentir un cansancio raro, a faltarme el aire. Pensé en la ola de calor. A la noche tuve un poco de fiebre, esta subió con el correr de las horas”.

“Llamé al otro día a mi neumólogo, fui a el sanatorio Juncal de Temperley. Me hisoparon, me sacaron sangre, y para estar seguros hicieron una tomografía de pulmones. Ahí la historia cambio. Mi pulmon derecho está empezando a ser invadido por el virus. Estoy internado. La rápida acción de los médicos está evitando q se expanda. Son increíbles. En unas horas me ponen plasma. Estoy muy bien, cuidado por los médicos y enfermeros y todo el personal. Estoy aislado esperando que el virus se vaya… muy generosos a todos por la preocupación y por cada mensaje de aliento. De corazón gracias. Cuídense”, agregó.

Una semana antes, y luego de un 2020 complicado en el que sufrió estrés, el periodista había estado de vacaciones con su familia en República Dominicana. “Necesitamos parar un poco, bajar un cambio. Llevar la máquina a boxes para seguir la carrera. La meta cada vez está más cerca. Entro en vacaciones, gracias de corazón por cada mensaje cariñoso. ¡Los quiero!”, había escrito antes de irse.

Tanto él como su familia y sus amigos que viajaron con ellos compartieron varias fotos del viaje: “Estas son algunas postales de tal vez, las mejores vacaciones que pasamos con mi familia y nuestros amigos. Ahí disfrutamos del sol y del mar. De las charlas interminables. De las risas cómplices. De la pirámide imperfecta pero cada año más alta. De nuestras locuras sanas. De dormir sin límite de tiempo. De cada día hacer nuestro entrenamiento”.

Además, le dedicó unas palabras especiales a su pareja de amigos: “Pasan los años y las experiencias se agigantan. Los cuatro fuimos al mismo colegio. Crecimos juntos. Nos casamos. Nuestros hijos crecieron y también son amigos. Se sumaron sus parejas. Y vamos por más….La familia se agranda y con ella nuestra unión. Ya estamos otra vez en casa….soñando lo que viene”.

Cabe recordar que a mediados de agosto, su compañera Roxy Vázquez anunció que había contaído COVID-19 y, por ser contacto estrecho, el conductor tuvo que aislarse. “Al ser paciente de riesgo, tuve que someterme al hisopado”. Horas después, sin embargo, confirmaba que afortunadamente no se había contagiado. “Amigos queridos, gracias por su generosidad y por preocuparse. Por suerte ha dado negativo. Esto no significa que todavía no tenga el virus, por lo tanto puedo estar incubándolo y es probable que tenga que atender a los síntomas y hacerme un nuevo hisopado. Voy a tener que estar en aislamiento durante 14 días hasta que la posibilidad de tener el virus desaparezca”.

Fuente Infobae

Comentarios