Pergamino, 17 de junio del 2024

Una joven pergaminense en Los 8 escalones y desconcertó a Guido Kaczka con su actitud en plena ronda de preguntas

Si de algo hay certezas es que en Los 8 escalones de los 3 millones, el programa de entretenimientos que forma parte del segmento nocturno de el trece, pasan todo tipo de situaciones que dejan atónitos no solo a los televidentes, sino también al propio conductor.

Miércoles 31 de mayo de 2023

Por Alfonso Godoy para Real365

Desde peleas, hasta emotivos reencuentros y lágrimas de felicidad. Pero, en la primera emisión de esta semana, dos participantes tuvieron una actitud poco convencional que se salió del libreto. Las cámaras los captaron inmediatamente y Guido Kaczka tuvo que intervenir y encararlos por su comportamiento.

Semana tras semana un nuevo grupo de participantes dice presente en los estudios de eltrece. Si bien cada uno tiene su propia historia detrás, todos comparten un mismo objetivo: el deseo de ganar los tres millones de pesos. Pero, para eso deben contestar de manera correcta una serie de preguntas y no perder de vista a sus compañeros, porque el rival también juega y un paso en falso puede dejar a alguien con las manos vacías y a otro con un cheque de siete cifras.

En la primera ronda de preguntas del lunes, el conductor le pregunto a Alma, una de las participantes, si en 2110 se cumpliría el tricentenario de la Patria. Ella respondió que sí y pudo avanzar. Sin embargo, hubo otra escena que llamó aún más la atención: Catalina, quien estaba ubicada a su izquierda, se inclinó sobre su compañero Martín, se tapó la boca con la mano y le susurró algo al oído.

Paralelamente, el juego siguió porque Guido le preguntó a Federico si la provincia de Santa Cruz tiene mayor densidad de población que la de Tucumán. Él dijo que la afirmación es falsa y estuvo en lo correcto. Sus compañeros, en tanto, siguieron hablándose al oído, pero no solo los captaron las cámaras, sino que el propio conductor los interrumpió e intervino.

“Algo charlaban Catalina y Martín, comentaban algo. ¿De qué hablaban? ¿Se puede decir o no?”, cuestionó, ya que se trató de una actitud poco usual. Cabe destacar que los participantes pueden hablar entre ellos a la hora de elegir a quien salvar, pero no en una etapa tan temprana del juego.

Por su parte, Catalina, Licenciada en Gerencia, quien quería ganar el dinero para independizarse y lanzar su propio emprendimiento, se limitó a sonreír y remarcó que “no se podía decir” el contenido de la conversación. A su izquierda, Martín, que trabaja en una empresa textil, no emitió palabra y se mantuvo con los brazos cruzados.

El conductor, en tanto, aceptó la negativa y no volvió a indagar en el asunto. Rápidamente, el programa retomó su curso habitual.

La insólita reacción de una participante al perder en Los 8 escalones de los tres millones
Así como Kaczka no pasó inadvertida la charla íntima entre dos participantes, tampoco hizo la vista gorda al particular objeto que llevó una concursante en una reciente emisión y no dudó en preguntarle de qué se trataba. La mujer explicó que era un buda que pertenecía a su prima: “Me lo traje porque siempre le beso la pancita y me trae suerte”.

Si bien la concursante aseguró que no tiene en su casa este tipo de objetos, en un momento sacó una foto de su papá y una estampita de San Expedito. “Le pedí a todo el mundo y al universo”, indicó con una sonrisa. A pesar de sus esfuerzos y energías, sus respuestas correctas no fueron suficientes, ya que no logró llevarse el premio mayor.

Comentarios