Pergamino, 24 de julio del 2024

Vandalismo y robo en el edificio educativo que comparten el CEC 801 y el Jardín 926

El lunes a la mañana se encontraron con las instalaciones vulneradas; aberturas violentadas; equipamiento dañado y una gran cantidad de productos faltantes.

Lunes 4 de septiembre de 2023
Por redacción Real 365

En un lamentable incidente que ha conmocionado a la comunidad educativa del barrio Kennedy, las directoras, docentes y agentes auxiliares del CEC N° 801 “Mi Casa” y el Jardín de Infantes N° 926 se encontraron con graves daños y una considerable cantidad de elementos robados en las instalaciones del edificio educativo que ambas instituciones comparten en Ricardo Güiraldes 2.059.

El incidente tuvo lugar durante el pasado fin de semana, pero fue descubierto el lunes por la mañana, cuando el personal llegó a las instalaciones para iniciar sus actividades diarias. Las secuelas del acto vandálico y del robo dejan un profundo impacto en el funcionamiento de estas instituciones que brindan educación y asistencia a la comunidad más vulnerable de la zona.

Los delincuentes, cuya identidad aún se desconoce, accedieron al edificio educativo tras forzar una reja y entrar por una ventana. Una vez dentro, causaron graves daños a las aberturas y se apoderaron de diversos electrodomésticos, afectando directamente la infraestructura de las dos instituciones.

Sin embargo, el daño no se limitó a la propiedad material. Además de los electrodomésticos, los perpetradores se llevaron equipamiento de cocina y material pedagógico esencial para el funcionamiento de las aulas. Pero lo que resulta aún más preocupante es la sustracción de insumos alimenticios utilizados para brindar almuerzos, desayunos y meriendas a los alumnos del Centro Mi Casa y del Jardín de Infantes.

Este episodio nefasto no solo afecta a las instituciones educativas involucradas, sino que también se constituye en un ataque directo contra la educación pública y la asistencia a la comunidad más necesitada. La directora del CEC N° 801 “Mi Casa,” [Nombre de la Directora], expresó su consternación y frustración ante lo ocurrido: “Este acto de vandalismo y robo no solo daña la infraestructura de nuestras instituciones, sino que también afecta la calidad de la educación y la atención que brindamos a los niños y familias de nuestro barrio.”

Las autoridades policiales han sido notificadas y se encuentran investigando el incidente. Se espera que las cámaras de seguridad cercanas puedan proporcionar pistas para identificar a los responsables y recuperar los elementos robados.

Mientras tanto, la comunidad educativa, junto con vecinos y padres de familia, ha expresado su solidaridad y apoyo a las instituciones afectadas. Se están organizando esfuerzos para recolectar donaciones y recursos que permitan a ambas instituciones recuperarse de esta lamentable situación.

El robo y vandalismo en el edificio educativo compartido por el CEC N° 801 “Mi Casa” y el Jardín de Infantes N° 926 representa un recordatorio angustiante de la importancia de proteger y valorar nuestras instituciones educativas, así como de la necesidad de trabajar juntos como comunidad para superar los desafíos que se presentan.

Comentarios