Pergamino, 19 de agosto del 2022

Prisión perpetua para un hombre por el femicidio de una joven asesinada en San Nicolás

Un hombre fue sentenciado este lunes a prisión perpetua por el femicidio de Ángela Leonela Barrios, una joven de 18 años que en septiembre de 2016 estuvo desaparecida durante nueve días hasta que la encontraron asesinada a puñaladas y decapitada en un campo de la ciudad de San Nicolás, informaron fuentes judiciales.

 

Martes 12 de julio de 2022

En el mismo fallo, el hijo del femicida fue condenado por el encubrimiento del crimen, pero no se le aplicó una pena por la relación de parentesco con el autor del delito principal, por lo que quedó en libertad.

Según las fuentes, la sentencia del juez Cristian Ramos, del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 1 de San Nicolás recayó sobre Fabián Andino (53), quien la semana pasada ya había sido declarado culpable por un jurado popular del “homicidio agravado por haber mediado violencia de género” de Barrios.

A su vez, al hijo de este hombre, identificado como Jonathan (25), lo consideraron el encubridor del femicidio.

En la audiencia de cesura, la fiscal María del Valle Viviani había pedido la prisión perpetua para Andino padre, y una condena de seis años de cárcel para Jonathan.

La fiscal basó su pedido para el hijo en que, si bien la Ley exime de una pena por encubrimiento a los parientes de las personas que hayan cometido un delito, como nuestro país adhirió a la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer, y dado que se trató de un hecho grave como un femicidio, esta figura legal tiene una jerarquía superior a esa eximición.

Sin embargo, el juez no hizo lugar a este planteo de la fiscalía y si bien condenó a Jonathan no le aplicó una pena.

Durante el debate, el jurado escuchó alrededor de 40 testigos y si bien quedó acreditada la autoría del hecho, no pudo aclararse el móvil.

Barrios había sido vista por última vez el 21 de septiembre de 2016 cuando salió de su casa ubicada en calle De la Nación al 2400, del Barrio Virgen del Rosario de San Nicolás, para ir a festejar el Día de la Primavera.

Según la Policía, los familiares de la joven recién hicieron la denuncia por la desaparición el 27 de septiembre porque era habitual que la chica se ausentara de su casa y aseguraron que en una ocasión lo había hecho durante 15 días.

Finalmente, el 30 de septiembre, alrededor de las 13, su cuerpo fue encontrado en una zona rural cercana al Cementerio Parque de San Nicolás, a unos 3.000 metros del kilómetro 229 de la ruta 9.

Los voceros explicaron que fueron los perros de la División Canes quienes detectaron el cadáver en el marco de uno de los rastrillajes que la Jefatura Departamental San Nicolás había organizado en búsqueda de Barrios.

El cuerpo estaba en un avanzado estado de putrefacción, pero tenía la misma ropa con la que había sido vista por última vez: un pantalón y zapatillas de color rojo y una campera de jean.

A raíz del crimen, amigos de la víctima crearon una página en Facebook llamada “Justicia por Ángela Leonela Barrios” y pidieron: “Queremos que se encuentre a los culpables, se los enjuicie y se los condene”.

Al día siguiente del hallazgo del cadáver, Andino padre fue citado a declarar como testigo porque figuraba entre las últimas personas que habían tenido contacto con la víctima e intercambiado mensajes con ella a través de Facebook.

El ahora condenado, quien era vecino de la joven, dio una primera versión sobre el hecho en sede policial, pero luego frente a la fiscal de Instrucción Sandra Bicetti cambió sus dichos y entró en contradicciones.

Ante ello, la funcionaria judicial resolvió suspender la declaración del hombre como testigo y solicitó su detención ante el Juzgado de Garantías.

Mientras que días después también fue imputado su hijo como “partícipe necesario”, aunque luego acusación terminó siendo más leve para el joven ya que le atribuyeron solo el encubrimiento.

Télam.

Comentarios